San Juan de Dios acoge a 45 familias de personas refugiadas

Miércoles, 12 Septiembre, 2018
Família de refugiados atendida en uno de los Centros de San Juan de Dios

Los centros de Sant Joan de Déu de Manresa y San Juan de Dios Ciempozuelos llevan a cabo el Programa de Acogida e Integración para Solicitantes y Beneficiarios de Protección Internacional que, a estas alturas ha amparado a 45 familias, sumando un total de 162 refugiados.

Alrededor de un 50% de las personas atendidas provienen de Siria y Venezuela, y el resto de Georgia, Honduras, Pakistán, Egipto y Marruecos. Estas familias han tenido que huir de sus países por distintas circustancias y llegan como refugiados tras un camino lleno de dificultades que en muchas ocasiones implican violencia y experiencias traumáticas. Desde San Juan de Dios se acoge a estas familias desde la hospitalidad y el respeto con la intención de ayudarles a encontrar un refugio donde empezar a construir su nuevo futuro. 

Los centros de acogida son la Llar Sant Joan de Déu de Manresa y el Centro San Juan de Dios de Ciempozuelos. Estos dos centros trabajan con las personas refugiadas amparadas bajo el Programa de Protección Internacional y que han sido derivadas por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. Su labor consiste en atención a las famílias durante 18 meses desde su llegada y está dividido en tres fases: acogida, integración y autonomía. 

Las familias refugiadas son atendidas en tres fases: acogida, integración y autonomía

Actualmente, en la primera fase se encuentran 110 personas refugiadas, que reciben alojamiento y acompañamiento personalizado, con acciones psicosociales y de salud mental, inmersión lingüística y escolarización en el caso de menores, para la integración en la sociedad de acogida. Por ello, cuentan con un equipo multidisciplinar formado por psicólogos, trabajadores e integradores sociales. Como afirma el Director Adjunto de la Fundación Germà Tomàs Canet - Llar Sant Joan de Déu Manresa, Paco Gea: "Debemos potenciar sus capacidades desde el primer momento y ofrecerles todas las opciones posibles siempre que existan, y explicarles la conscuencias de sus elecciones, y por último, que elijan de manera libre". 

Precisamente en el centro de Manresa ya han empezado la segunda fase de integración. Cuenta con 31 refugiados y refugiadas que están siendo apoyados con ayudas para el alquiler de vivienda autónoma y para su inserción laboral lo antes posible. Por ello, se pone en marcha un itinerario laboral adaptado a cada situación concreta tras valorar formación, cualificación y habilidades e intereses. Tras superar esta fase, tan solo quedará la fase de autonomía, en la que continuarán con el apoyo de los profesionales aunque en menor intensidad. La finalidad es que al acabar la estancia, "las familias puedan ser autónomas y vivir dignamente", como señala Juan Carlos Gil, coordinador del programa en el Centro San Juan de Dios de Ciempozuelos. 

Presupuesto y financiación

El Programa de Acogida de la Orden Hospitalaria dispone de un presupuesto de 2.944.107 euros gracias a la subvención concedida por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. Además, el Ministerio de Trabajo acaba de aprobar tres nuevos proyectos con los centros de San Juan de Dios que permitirán dar continuidad en 2019 a la acogida de refugiados, añadiendo hasta 500 plazas que se abrirán en el Hospital San Juan de Dios de León. Como destacó el Hno. Juan José Ávila, director de la Fundación Juan Ciudad: "Desde la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios en España estamos dando respuesta a la realidad de los refugiados como una opción por la que hemos apostado decididamente, siendo sensibles a esta demanda, ya que nuestra misión es dar respuesta a las necesidades existentes a través del alivio del sufrimiento, la enfermedad, la marginación y la discriminación de las personas, especialmente las más necesitadas, siendo la persona acogida lo más importante en nuestra Institución".

Además de este programa subvencionado, desde la Obra Social San Juan de Dios seguimos buscamos la complicidad solidaria de las personas, empresas, entidades e instituciones para mejorar la vida de estas personas en situación vulnerable; y sensibilizamos a la sociedad para romper prejuicios y fomentar su inclusión social.

Fuente y fotografía: Fundación Juan Ciudad

 

Video 'Todos somos nosotros', sensibilizando sobre la acogida y la atención a personas migrantes

Hechos que realmente importan